Carmona, Lucero de Europa

Si te gusta el artículo, Valórame.
1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos (10 Votos, media: 5,00 de 5)
Loading...Loading...
Gracias.
Sal por Sevilla Off

carmona antonio bueno

Situada en plena campiña, en una cota de Los Alcores, dominando la Vega del Corbones y a 30 km. de Sevilla, en un paisaje agrícola fundamentalmente de cereal, Carmona es una de las ciudades turísticas más importantes de España. En ella se conservan numerosas y ricas muestras de todas las civilizaciones que por aquí han pasado, dejando para nuestro deleite su rico legado a través del tiempo. La ciudad, conocida como Lucero de Europa, ocupa una meseta inexpugnable que permitió la existencia de un núcleo de población ininterrumpido desde la Protohistoria hasta nuestros días. En el año 1630 Felipe IV otorgó a Carmona el título de ciudad.
El Filósofo y escritor Martin Buber dijo que “Todos los viajes tienen destinos secretos sobre los que el viajero nada sabe”. En Carmona, amigo viajero, la aventura es un camino que te llevará a lugares donde te aguardan momentos que te harán añorar esta ciudad cada vez que la evoques en tus recuerdos…

De orígenes históricos que se remontan al Neolítico, el nombre de Carmona es de raíz semita Kar, que significa ciudad, y se explica por su probable fundación fenicia. Los romanos la llamaron Carmo, y los árabes Qarmuna. Es una de las ciudades de mayor importancia histórica de la provincia de Sevilla.

Fue intensamente romanizada, llegando a tener el privilegio de acuñar moneda propia, y se convirtió en uno de los núcleos urbanos más importantes de la Bética. Las murallas de Carmona, de origen romano, impresionan desde lejos y, dentro de ellas, valiosos e interesantes monumentos y edificios civiles y religiosos no dejarán al viajero indiferente. Si algo define a Carmona es la cantidad y calidad de su patrimonio histórico. En conjunto, constituye una ciudad monumental y uno de los núcleos de interés turístico-cultural más importantes de nuestro país.

Tuvo Carmona, en época romana, cuatro puertas que permitían la comunicación de la ciudad amurallada con el exterior. De ellas sólo permanecen dos: la de Sevilla y la de Córdoba, debido a las numerosas y decisivas batallas ocurridas en esta tierra con el paso de la historia.
Usado como fortaleza y como palacio, el primitivo recinto del Alcázar Puerta de Sevilla fue construido por tartessos y cartagineses, y ampliado luego por los romanos. Más tarde los musulmanes ensancharon sus defensas, y finalmente los cristianos le otorgaron su configuración final. Sus dependencias se han habilitado para la celebración de actos culturales y turísticos. Desde arriba, el visitante disfrutará de unas magníficas vistas de la ciudad y de la vega. Bien de Interés Cultural y catalogado como Monumento, en la actualidad es sede del Centro de Recepción Turística.

La puerta de Córdoba es la única puerta romana de carácter defensivo con tres vanos que existe en España.

Otra de las maravillas que puedes visitar es el Alcázar del Rey Don Pedro cuya gran parte ha sido reconvertida en el Hotel Parador Nacional Rey Don Pedro **** de gran encanto. Fortificado al parecer desde tiempos de los romanos, este recinto adquirió su forma con los árabes y definitivamente con Pedro I, que lo hizo restaurar en el siglo XIV y lo convirtió en una de sus residencias favoritas. Desde la terraza se puede disfrutar de una fabulosa vista de la Vega de Carmona.

Otro edificio imprescindible a visitar es la Casa Palacio Marqués de las Torres. Actualmente se ubica en él el Museo de la Ciudad que, tras su reciente restauración, ha quedado espectacular. El Museo de la Ciudad nos da a conocer la historia de Carmona desde los orígenes, hace un millón de años, hasta la actualidad. Podemos ver restos arqueológicos de los periodos paleolítico, calcolítico, turdetano o andalusí, pero los más importantes son los restos tartésicos (Vasos de Saltillo) y romanos. Igualmente destaca la colección pictórica con obras de José Arpa, Rodríguez Jaldón ó Valverde Lasarte.

Recomendamos también un paseo por la antigua judería y, por supuesto, visitar sus iglesias como la magnífica Prioral de Santa María de la Asunción y su Exposición Permanente. Levantada sobre la Mezquita Mayor en la segunda mitad del XIV, es digna muestra del tardogótico andaluz. Entre sus edificios religiosos destacan por su interés las iglesias de El SalvadorSan Felipe, San Pedro, San Bartolomé; los conventos de Santa Clara, Concepción y de las Descalzas; el Hospital de la Caridad y las ermitas de San Mateo y de Nuestra Señora de Gracia, patrona de la ciudad.

En las afueras del recinto amurallado se conserva un sector considerable de la Necrópolis Romana, única en su género, y que es muestra de la importancia que tuvo Carmona en la Bética romana, y el Anfiteatro dedicado a espectáculos públicos. Dentro del recinto funerario existen dos tumbas que destacan por su espectacularidad, la Tumba del Elefante y la Tumba de Servilia. Es uno de los yacimientos más importantes de la península porque conserva gran número de pinturas. El descubrimiento de la Necrópolis de Carmona sucede a finales del siglo XIX, gracias a la iniciativa de Juan Fernández López y del pintor y arqueólogo inglés Jorge Bonsor. La Necrópolis se data en torno al siglo I.

Centro de la Ruta Bética Romana, que recorre todas aquellas ciudades que atesoran parte del legado romano, desde Córdoba a Cádiz, celebra varias fiestas tradicionales como los Carnavales en febrero; la Semana Santa; Las Mayas el primero de mayo; la Feria, que data de 1466 y se celebra el tercer fin de semana de mayo; el Corpus Christi, donde se procesiona una custodia del siglo XVI; la Romería, el primer domingo de septiembre; y las Fiestas Patronales de Ntra. Sra. de Gracia, la segunda semana de septiembre.

La Semana Santa de Carmona es un vía crucis de pasiones repartidas entre sus muros de piedra, estrechas calles y recónditas plazas, en un ejercicio de sobriedad, devoción y belleza. La propia monumentalidad de la ciudad es un marco excepcional para el discurrir de sus ocho cofradías. De su admirable imaginería destaca la pieza más antigua datada que procesiona en la Semana Santa andaluza: El Señor de la Amargura realizado en 1521 por Jorge Fernández Alemán.

Otro de los grandes placeres que te ofrece esta ciudad es su deliciosa cocina tradicional y popular. Carmona ha conservado su cultura gastronómica con un peculiar estilo de platos variados y de gran calidad. El cultivo de verduras y hortalizas proporciona las materias primas que son la base de esta exquisita cocina. En los postres se percibe la influencia árabe y la repostería recoge una larga tradición conventual. Destacan la torta inglesa, los bollos de aceite, el arroz con leche, las torrijas bañadas de vino dulce y miel, los polvorones caseros, las tortas de almendra y el sabroso quiso de castañas con canela.

Carmona pertenece a Caminos de Pasión, una ruta turística cultural que te descubrirá la Semana Santa, el patrimonio histórico-artístico, la gastronomía, las tradiciones, el folklore y la artesanía del corazón geográfico de Andalucía. Los municipios que integran esta propuesta son emblemáticos por su riqueza histórica patrimonial. Carmona y Osuna son las localidades de la provincia de Sevilla que pertenecen a esta ruta.

Asimismo, Carmona pertenece a la Ruta de la Plata, a la Ruta de Washington Irving y a la Red Andaluza de Ciudades de Cine.

El simple hecho de pasear por las calles de Carmona es un lujo y un auténtico placer. Podrás disfrutar de la Plaza de San Fernando, de la belleza de las casas de estilo mudéjarrenacentista o neoclásico como la antigua Cilla del Cabildo, y la Plaza de Abastos. En esta magnífica plaza, con tiendas y bares con terrazas, contemplar un atardecer con los tuyos tomando algo y degustando unas exquisitas tapas puede convertirse en un momento inolvidable.

En las tiendas de la zona comercial encontrarás fantásticos artículos de artesanía, recuerdos, mapas, vídeos, guías y otras publicaciones turísticas. No te vayas sin adquirir alimentos y productos típicos de Carmona. La ciudad cuenta con hoteles de gran calidad. Quédate varios días para poder disfrutar también de sus restaurantes, bares, bodegones, mesones… En cualquier rincón o al doblar una esquina, siempre habrá algo que te sorprenda, desde un gran monumento a algún hermoso detalle.
¡Sal y descubre Carmona, Lucero de Europa!

Para más información:
Oficina de Turismo. Arco de la Puerta de Sevilla, s/n. 41410. Carmona (Sevilla).
En ella se atiende, de forma profesional y personalizada, cualquier necesidad de información o gestión del visitante, ininterrumpidamente de 10:00 a 18:00 horas, de lunes a sábado y de 10:00 a 14 horas, domingos y festivos.
Teléfono: +34 954190955, Fax: +34 954190080,
e-mail: turismo@carmona.org
www.turismo.carmona.org
http://www.turismo.carmona.org/turistavirtual.htm

Fotografía principal de Antonio Bueno.

En la galería de imágenes: dulces del convento de Santa Clara, fachada del Museo de la Ciudad, Iglesia de San Bartolomé, vistas de la Vega, Puerta de Córdoba, Puerta de Sevilla, interior de la iglesia de Santa María, Torre de la iglesia de San Blas e iglesia de Santiago.

Artículos Relacionados

Sobre Nosotros

Avenida Cristina Hoyos, número 12 Tomares Sevilla 41940 España
+34 611 097 995
info@principiacreativa.com
www.salporsevilla.es

Sólo para tus ojos